Foro de Inversión Sostenible de España
reading FR

ISR: ¿factor de inversión, megatendencia o algo má...

ISR: ¿factor de inversión, megatendencia o algo más?

La inversión socialmente responsable (ISR) está aquí para quedarse. Prácticamente desconocida en España hasta hace unos años, las estrategias que invierten en empresas y emisores que cumplen con ciertos criterios medioambientales, sociales y de buen gobierno corporativo –los denominados criterios ASG en español o ESG, por sus siglas en inglés– ganan cada vez más adeptos entre inversores profesionales y clientes.

“Hay un tipo de cliente que demanda que sus inversiones tengan un componente de inversión socialmente responsable”, explica Jaime Hoyos, director gerente en Sabadell Urquijo Gestióndurante el segundo de los desayunos sobre ETF organizados por Funds People y patrocinados porUBS ETF. “Además, poco a poco pero cada vez más, los clientes demandan ese tipo de inversiones porque quieren algo que mentalmente les haga sentirse más cómodos, también a nivel de cliente de banca privada con más conciencia social”.

Pero ¿qué representa la ISR para los inversores profesionales? Algunos estudios la consideran un factor de inversión más; para algunas gestoras representa una megatendencia mientras que otras casas han integrado directamente los criterios ASG en sus procesos de gestión.

Iván Junquera, director de Selección de Fondos en Bankia Banca Privada, no está seguro de si la ISR podría considerarse un factor de rentabilidad. “Tengo la impresión de que esa necesidad de persistencia de los retornos a largo plazo no se da en este caso y tampoco sé si hay estudios lo suficientemente antiguos que puedan demostrar que funciona a largo plazo”.

Sin embargo, reconoce que “demanda de cliente final sí que hay, tanto en renta fija como en renta variable”, un aspecto que podría verse reforzado por la exigencia de incluir cierto porcentaje de ISR en las carteras, algo que los reguladores empiezan a plantear porque se trata de una tendencia social y política.

Para Guillermo Hermida, director de Inversiones en CaixaBank Asset Management, “está claro que la regulación va a apoyar la ISR. Incluso en gestión discrecional de carteras, ESMA ya ha dado indicaciones de que, dentro de la perfilación de los clientes, hay que hacer una encuesta para determinar qué nivel de responsabilidad social quieren en sus carteras”. En su opinión, este impulso regulatorio “influirá en los flujos y, por lo tanto, hay que tenerlo en cuenta a la hora de evaluar cómo se gestionan las distintas compañías”.

“La evolución lógica pasa porque, en mayor o menor medida, casi todas las empresas acaben cumpliendo distintos niveles de responsabilidad social”, asegura Álvaro Galiñanes, director de Inversiones en Santander Private Banking Gestión, para quien “tan solo quedará un pequeño espectro de empresas que, por las circunstancias de su negocio, no cumplirán con los criterios básicos de inversión”.

Fondos vs. ETF

“Desde 2017 tenemos carteras que son 100% de ISR. De momento lo estamos haciendo todo a través de fondos; aún no usamos ETF pero estamos abiertos a usarlos”, comenta Jaime Hoyos. ¿Por qué fondo en vez de ETF? “En ISR hay mucha más tradición de fondos que de ETF, existen muchas gestoras francesas que ofrecen fondos con sellos externos que los certifican como socialmente responsables y eso te permite a ti vender un producto con una certificación externa”, explica.

Además, “el producto propio lo defines tú y, al final, cada casa quiere hacer un producto un poco más a medida”, añade Iván Junquera.

“En Santander también hemos lanzado un producto específico de ISR, básicamente para poder ser muy activos en el asset allocation”, apunta Álvaro Galiñanes. “En nuestro caso partimos de la necesidad de un tipo de cliente muy sensible a determinadas compañías que, directa o indirectamente, mantenían inversiones relacionadas con armamento. Esto, que empezó hace mucho tiempo y para un espectro relativamente pequeño de clientes, se fue generalizando a otros perfiles de clientes y a otras temáticas, por lo que terminamos montando screening específicos de compañías para identificar valores con certificación socialmente responsable”.

Por su parte, Guillermo Hermida señala que “CaixaBank es signatario de los PRI –los Principios para la Inversión Responsable que promueve Naciones Unidas– y por eso forma parte de nuestro ADN el ir incorporando todo este tipo de aspectos a la gestión. Es cierto que hay pocos ETF que cubran la parte de ISR. Nosotros usamos algunos en algunas carteras que nos lo piden y por eso sabemos que se trata de un sector que debe registrar crecimiento futuro”.

Crecimiento imparable

Pedro Coelho, director de UBS ETF para España y Portugal reconoce que “falta mucho por hacer en cuanto a desarrollo de producto y de estrategias en ETF de ISR pero hemos visto un crecimiento muy fuerte en los últimos años: en términos mundiales ya alcanza el billón de dólares en activos y, dentro de la parte de gestión indexada –fondos o ETF– en los cinco últimos años pasamos de representar una cuota de mercado del 6% de ese billón a casi el 12%. Esto respalda el hecho de que las gestoras están apostando por introducir este tipo de instrumentos en la oferta de productos”.

Pero quizás el aspecto más interesante es que “la mayor parte de las entradas de dinero nuevo van destinadas a ETF o fondos pasivos, que están basados en reglas de construcción de cartera más claras y transparentes. En los tres últimos años hemos visto más crecimiento de estos fondos de mayor cobertura, que cumplen muchos de los requisitos que los inversores buscan. Esperamos que en el entorno se consolide la idea de que inversión en ISR y la obtención de rentabilidad son perfectamente compatibles”, concluye.

Lee otros artículos sobre ISR